¿Cuáles son los animales con las patas articuladas?

1.- CARACTERÍSTICAS GENERALES

Los artrópodos (del gr. Arthros = articulados; podos = patas) son animales de simetría bilateral, cuyo cuerpo está formado de anillos o somitos, colocados unos a continuación de otros, pre­sentando el aspecto de cuerpo segmentado motorizado.

a) Morfología externa

El cuerpo de los artrópodos está cubierto enteramente de una capa espesa y rígida de quitina, que es una materia albuminoide con mezcla de hidratos de carbono a menudo incrustada de car­bonato de calcio. Esta envoltura protectora viene a ser un exo­esqueleto.

De una manera general, el cuerpo está constituido por tres par­tes: cabeza, tórax y abdomen; estas partes se encuentran bien separadas en los insectos pero, en las arañas y cangrejos, se sueldan para formar el cefalotórax y el abdomen.

En la cabeza lleva los órganos de los sentidos, es decir:

Antenas.- Localización de los sentidos del olfato y tacto.

Ojos.- Simples o compuestos; en los cangrejos son pedun­culados. Las arañas los tienen encima del cefalotórax. Los insectos tienen ojos simples u ocelos, y ojos compuestos
facetados y en postura lateral.

Sonidios.- Encargados de captar sonidos. Propio de algu­nos insectos (saltamontes, cigarras).

Boca.- Con órganos adaptados para masticar, chupar, lamer o picar.

En el tórax se articulan los miembros para la locomoción o el vuelo. Miembros representados por patas y alas.

Patas.- En número variable y adaptadas para nadar, correr, saltar. Consta de arteJos o piezas llamadas coxa, trocánter, fémur, tibia y tarso.

Alas.- Comunes en los insectos, dos pares en la mayoría, destinados a la función de volar.

El abdomen consta de miembros que se atrofian o adaptan a las funciones reproductivas. En esta región se encuentran tam­bién los estigmas o espiráculos respiratorios, que son meros orificios.
Esqueleto de naturaleza quitinosa, es externo. A causa de la ri­gidez de dicho exoesqueleto, el crecimiento de los artrópodos no puede realizarse de manera continuada, por este motivo su­fren mudas constantes.

b) Organización Interna

Los órganos cambian su estructura pero mantienen sus funcio­nes.

Aparato Digestivo.- Consta de boca, esófago con glándu­las salivales, estómago, intestino corto terminado en el ano, que se abre en el último anillo. Poseen glándulas anexas.

Aparato Respiratorio.- Varía según el medio donde vive el animal. Por tráqueas en los insectos, miriápodos y diplópo­dos. Por branquias en los crustáceos. Por filotráqueas en
los arácnidos.

Aparato Circulatorio.- Los artrópodos son de circulación lagunar o interrumpida. Las venas no se unen con las arterias sino que terminan en espacios denominados lagunas, los artrópodos superiores disponen además de un corazón tubular en postura dorsal. La sangre es un líquido diluido que posee un pigmento respiratorio, la hemocianina, forma­da principalmente de cobre.

Aparato Excretor.- Está formado por tubitos filiformes que se comunican con el intestino o por glándulas verdes situa­das en el rostrum de los crustáceos, que ponen el interior del cuerpo en relación con el exterior. Los tubos de Malpighi y las glándulas verdes ofician de riñones capaces de filtrar la úrea, uratos y sales de la sangre.

Reproducción.- Son de sexos separados. La fecundación es interna. La mayoría son ovíparos, aunque existen espe­cies vivíparas (escorpiones). Ciertos crustáceos o insectos
se reproducen por partenogénesis porque la hembra, para poner huevos, no necesita ser fecundada.

2.- CLASIFICACIÓN DEL PHYLLUM ARTROPODOS

El estudio de las especies de este Phyllum están comprendi­das en cinco clases:

– Clase Crustáceos
– Clase Insectos
– Clase Quilópodos
– Clase Diplópodos
– Clase Arácnidos

a.- Clase crustáceos

Caracteres generales: Los crustáceos son especies que viven en el mar o en aguas dulces. En algunos casos emi­gran a la tierra y viven en lugares húmedos.

El cuerpo está formado por un exoesqueleto quitinoso divi­dido en cefalotórax y abdomen. El cefalotórax recubierto a su vez por una pieza compacta llamada carapacho. El abdo­men está formado por segmentos distintos. Las patas se in­sertan en el cefalotórax y están formadas por piezas o arte­jos articulados.

b.- Morfología externa

En la cefalotórax se puede observar:

Rostrum: Parte prolongada y aguda donde se insertan órganos corno.

Antenas: largas y articuladas. Realizan las funciones de tacto y olfato.

Orificios excretoriores: Situados debajo de las antenas. Son puntos de salida de las glándulas verdes que ofician corno riñones rudimentarios.

Otolitos: Son estructuras rudimentarias en forma de ve­sícula esférica que sirven para el equilibrio.

Pendúnculos oculares: Que llevan un par de ojos com­puestos, colorados o negros.

Anténulas: Que son una especie de antenas cortas y bi­furcadas. Captan sensaciones diversas.

Boca: Consta de un labio superior quitinoso y un labio inferior segmentado. Poseen un par de mandíbulas fuer­tes destinadas a triturar, de donde se desprenden dos pares de maxilas membranosas que rematan en palpos o acomodadores de alimentos para la trituración.

Perelón.- Donde se insertan cinco pares de patas llama­das perelópodos. Generalmente el primer par es más desarrollado y tiene forma de pinzas; es órgano de ata­que y defensa, se denominan quelíceros. En caso de accidente o pérdida, suelen regenerarse. En el abdomen, llamado también Pleón y formado por siete somites o segmentos, se sitúan los cinco pares de patas cortas que en las hembras forman canastillas para retener los huevos. Estas patas reciben el nombre de Pleópodos. En algunas especies están atrofiadas. Los dos últimos anillos forman un par de dobles remos dispuestos en forma de abanico denominado el Telson.

3.- Organización Interna

Generalmente disfrutan de los caracteres internos del Phyllum Artrópodos, con ciertas particularidades.

Aparato Digestivo.- Las piezas bucales se mueven la­teralmente. El estómago es una bolsa amplia que posee tres piezas salientes quitinosas que terminan la tritura­ción de los alimentos (molino gástrico). Además se ob­serva dos concreciones (ojos de cangrejo) que sumi­nistran sustancias necesarias para la formación del es­queleto. Al intestino se vierte el contenido de una glándula gruesa y de color pardo, que se considera como el hígado.

Aparato Respiratorio.- Eminentemente branquial.
Consta de 18 pares de branquias a cada lado del cuerpo sobre un eje o varilla, las branquias son grisáceas porque la sangre no contiene hemoglobina sino un pigmento azulado llamado hemocianina.

Aparato Circulatorio.- Consta de un corazón suspen­dido en un seno pericárdico dorsal. La sangre entra del seno venoso al corazón por tres arterias para ser impulsa­da al cuerpo. la circulación es lagunar o abierta, ya que cada arteriola fina termina en un espacio dilatado que baña los tejidos.

Aparato Excretor.- Consta de dos glándulas verdes que ofician como riñones. Se encuentran en la parte in­ferior de la cabeza.

Sirven para eliminar los desechos de la sangre y los líqui­dos del cuerpo. la abertura del canal excretor sale en la base de las antenas.

Aparato Reproductor.- Son unisexuales y ovíparos. Las larvas se llaman Nautilus que sufren metamorfosis antes de llegar a adultos. La fecundación es externa. La hem­bra tiene el ovopositor cerca a la tercera pata nadadora. Depositan de 200 a 400 huevos.

4.- Especie

Se conocen 24 órdenes de crustáceos que cuentan con muchísimas especies.

Las principales especies son:
– Cladóceros.- Pulgas de agua o dafnias
– Cirrìpedos.- De cuerpo calcáreo pegado a las rocas.
Forman un verdadero estuche dentro el cual viven: per­cebes, balanus o bellotas de mar.
– Malacostràceos.- Son de vida libre. Langosta, cangrejo ermitaño, camarón, cangrejo de mar o cáncer, cangrejo araña, cangrejo de los cocoteros, centolla o cangrejo con púas, uca o cangrejo de playa, ligia o muy – muy, cochini­llas de humedad.

Clase Insectos

a.- Caracteres generales
Morfología Externa.
– Cuerpo diferenciado en cabeza, tórax y abdomen.
– Patas formadas por artejos.
– Son hexápodos.
– Dos o un par de alas.
– Poseen un par de antenas en la cabeza.

b.- División del cuerpo

Cabeza.- Consta de gena, clípeo y zona bucal.

– Poseen dos ojos compuestos facetados en postura lateral.
– Tres o más ojos simples u ocelos.
– Dos antenas de variada forma y estructura.
– Organos bucales destinados a prensar y masticar.

Tórax.-

– Formada por tres anillos: protórax, mesotórax y metatórax de índole quitinoso. Presentan un par de patas en cada uno de estos somites.
– El mesotórax y metatórax llevan o no un par de alas, a excepción de los insectos ápteros (sin alas) y los díp­teros, que tienen un solo par de alas y el segundo transformado en balancines o halterios.

Patas.-

– Hexápodas, articuladas, formadas por complejo siste­ma de artejos.
– Consta de coxa (cadera) trocánter y fémur (mùsculo), tibia (pierna), tarso (pie) formado por tres a cinco arte­jos que rematan en un par de ganchos.
– Las extremidades son útiles a los insectos para cavar, saltar, nadar, etc.

Abdomen.-

– Consta de 11 somites, de los cuales 9 son visibles y los dos anteriores están soldados.
– Cada somito posee estigmas respiratorias laterales, que también existen en el mesotórax y metatórax.
– En el último somite del abdomen se encuentra la abertura anal.
– El abdomen puede prolongarse en aguijones, ovis­capto, taladros perforantes y ovopositores.

Piezas bucales.-

La boca consta de labro (labio superior), un par de man­díbulas, un par de maxilas que constan de cardo, estipe, laeinia, galea y palpo.
El labio inferior consta de mentón y IIgula. Los insectos, según su especie, poseen piezas bucales.

Boca Lamedora:

Propia de los insectos que lamen néctar y jugos vegetales.
– El labio y las mandíbulas son perforadoras.
– Las maxilas son alargadas y presentan una paleta con pelos (para cosechar el polen).
– El labio tiene forma de lengua afilada y ahueeada, erizada de pelos.
– Algunas especies presentan hipofaringe aspirado­ra.

Boca Trituradora.

– Las mandíbulas son fuertes y dentadas en su borde interno.
– Las maxilas o quijadas están formadas por piezas ar­ticuladas con palpos.
– El labium posee palpos sensoriales.

Boca Chupadora.

– Las maxilas se alargan en forma de lengüeta ahue­cada en su cara interna. Al unirse o soldarse forma un tubo alargado o trompa (espiritrompa) recogida en espiral debajo del labro.

Boca Picadora.

Presentan trompa como en las chupadoras. las maxilas y mandíbulas se transforman en aguijones puntiagudos. El tubo o trompa se mueve en vaivén a modo de émbolo dentro de los estilares. los estiletes y el tubo forman un pico rígido llamado rostrum.

5.- Morfologìa Interna

El aparato digestivo

– Boca con piezas articuladas. Presenta glándulas sali­vales (en las orugas se convierten en hileras, y en los himenópteros y dípteros en glándulas venenosas).
– El esófago se amplía en un buche o bolsa antes de lle­gar al abdomen (las abejas almacenan sustancias azu­caradas en ollas).
– Estómago formado por mollejas, que es una bolsa musculosa con apéndices quitinosos y un ventrículo quilífero, que es el estómago glandular gástrico.
– El intestino más o menos largo o corto, termina en un recto dilatado en cuyo extremo se abren las glándulas anales, que son órganos de excreción, o tubos de Malpighi que hacen las veces de riñones por donde excretan uratos .

El aparato respiratorio

Todos los insectos, tanto en estado adulto o larval, respiran por medio de Tráqueas, tubitos pequeños cuyas ramificaciones recorren todo el cuerpo, penetran en los miembros y hasta en las nerva­duras de las alas. El aire entra en la tráquea por medio de unos orificios especiales, los Estigmas, colocados uno a cada lado en cada anillo del abdomen y en los dos últi­mos segmentos torácicos; músculos especiales permi­ten cerrar estas aberturas.

Cada tubo traqueal está formado por dos membranas: la interna encierra una especie de filamento quitinoso, en espiral apretado, que mantiene rígido al tubo de modo que el aire pueda de continuo circular libremente. En al­gunos casos las tráqueas tienen dilataciones formando verdaderos saquitos aéreos; estos disminuyen el peso específico del insecto y forman como una reserva de aire; los sacos aéreos se observan a cada lado de la cavi­dad abdominal en los insectos de vuelo sostenido como la mosca, la abeja, etc.

Aparato circulatorio

Consta de un corazón alargado y tubular encerrado en una cavidad pericárdica.
– La sangre ingresa por unas diminutas aberturas llama­das ostìolos, de allí es lanzada a los diferentes órga­nos.
– El sistema es abierto y lagunar.
-El plasma sanguíneo es claro, presentando células sanguíneas incoloras.

Sistema nervioso

– Consta de un cerebroide o masa nerviosa formada por la unión de tres pares de ganglios situados encima del esófago.
– Además tienen cordón neural formado por dos ner­vios paralelos cercanos que forman un par de ganglios en cada segmento.

Organos de los sentidos

El tacto, olfato y gusto parecen ejercerse por pelos en di­ferentes partes del cuerpo.
– El oído consta de células nerviosas aisladas o reuni­das en masas pequenas en diferentes partes del cuer­po.
– Los órganos timpánicos son aglomeraciones de células nerviosas debajo de la piel en el primer seg­mento del abdomen.
– Los ojos son de dos clases: Ojos simples u ocelos, son pequeñas cúpulas formadas en la epidermis y ro­deadas por una capa córnea quitinosa. Las voladoras tienen tres ocelos, excepto las mariposas que sola­mente poseen dos. Los ojos compuestos están co­locados lateralmente a cada lado de la cabeza. Están formados por omatidios aglomerados a manera de fa­cetas exagonales. La vista de los insectos no es per­fecta, solo ven objetos en movimiento y colores vivos.

Reproducción

– Los sexos están separados y presentan caracteres se­xuales secundarios.
– Los machos poseen testículos y vasos eferentes.
– Las hembras tienen dos ovarios que desembocan en el oviducto. Los dos oviductos se unen en la vagina que termina en la espermateca para abrirse luego en la placa ovopositora. A partir del huevo fecundado se desarrolla el nuevo animal.

Desarrollo directo

En ciertos insectos de organiza­ción sencilla como los Tisanuros, o bien en aquellos que han degenerado por el parasitismo, el desarrollo se efec­túa de una manera directa, es decir que el animal sale del huevo con su forma definida, excepto de tamaño. Son insectos sin metamorfosis, llamados también Ametá­bolos.

Metamorfosis Indirecta

En la mayoría de los casos el insecto sale del huevo con una forma diferente a la adulta. La primera forma puede ser de menor tamaño, falta de alas, diversas coloraciones; sucede que el insec­to va transformándose en mudas sucesivas. Son insec­tos de metamorfosis incompleta o Hemimetábolo.

Metamorfosis completa

Hay insectos que salen del huevo con forma totalmente diferente de la adulta, hasta poner en duda que estas formas pertenezcan al mismo animal.

Estos insectos que sufren transformaciones notables, son de metamorfosis completa o metábolos (holometá­bolos). Al salir del huevo, los insectos se encuentran en
estado de larva muy voraz para acumular materias nutritivas. En ese estado sufre varias mudas, aumenta de volu­men, cambia de forma y de color, hasta que llega un momento en que el animal experimenta un cambio total: se inmoviliza, deja de comer y se convierte en ninfa.
Durante ese estado de vida casi latente se organiza la forma adulta. Después del estado ninfa, el insecto per­fecto que se ha formado desgarra la piel de la ninfa y sale provista de todos sus órganos, generalmente con alas y realiza las funciones de reproducción.

Mimetismo

El mimetismo es la propiedad que tienen los insectos de asimilarse a las formas y colores del medio en que viven. Muchos ortópteros, (mantis religiosa, langosta verde) ofrecen un mimetismo muy notable, asemejándose a hojas, palitos, ramas, etc. que confunden a los pájaros.
La Entomología se encarga, como ciencia, del estudio de los insectos.

 

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *