¿Cómo era la vida de los campesinos en el feudalismo?

La cantidad de campesinos constituían el estamento más numeroso. La economía creciente provenía del trabajo principalmente de los campesinos. Las funciones que cumplían los campesinos era el cultivo de la tierra y la cría de ganado.

Cabe señalar que las condiciones de vida de los campesinos eran muy precarias, estos trabajaban muchas horas del día, mucha de las veces los rendimientos eran bajos por motivos diferentes.

– Se emplean herramientas rudimentarias, la hoz, guadaña para secar y azada o arado romano que no removían en su totalidad la tierra el cual impedían su ventilación.

– La urgencia de dejar en barbecho mucho más de la mitad de las tierras cultivadas.

– Estaban obligados a dar gran parte de la cosecha al señor y el diezmo a la Iglesia.

– Consistía en trabajar sin pago alguno para el señor y de pagarle el uso de ciertos servicios. El trabajo constante, la inadecuada alimentación y la falta de aseo provocaban la muerte de los campesinos, trayendo consecuencia años de malas cosechas o por las luchas entre señores y propiciando las invasiones.

La situación de los villanos era casi similar a la de los siervos, ambos no eran propietarios de las tierras que trabajaban, sin embargo; los primeros eran libres de casarse y de trasladarse de feudo, mientras que los siervos no podían abandonar las tierras de su señor ni casarse sin su consentimiento. Siervos y villanos tenían que respetar las leyes del señor de los territorios en lo que vivían. En algunos casos, las leyes fueron abusivas, se conocen como malos usos.

campesinos

LAS MUJERES CAMPESINAS

Se dedicaban principalmente a las tareas domesticas, asimismo; con el cuidado de los animales, el trabajo en el campo y a cumplir con las labores solicitadas por los señores feudales.

Las mujeres campesinas padecían de una escasa alimentación y la falta de aseo ascendía la muerte en el parto y la de los recién nacidos.

 PROCESO DE TRABAJO DE LOS CAMPESINOS

Las estaciones del clima determinaban el trabajo de los campesinos.

La Iglesia cristianizó las tradicionales celebraciones paganas. Las fiestas costumbristas religiosas y populares coincidían con los momentos culminantes del trabajo de las tierras: fin de la siega, de la cosecha del cereal, de la vendimia, recogida de la leña o por ejemplo un acontecimiento políticos como bodas reales o victorias militares.

En el invierno, el trabajo era menor y los campesinos podían disfrutar con la llegada de juglares y saltimbanquis. Los juglares iban de aldea en aldea divirtiendo a los campesinos con sus bailes, sus poemas, sus relatos y juegos malabares en plazas y mercados.

ganados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *