¿Qué es la cebada?

La cebada tiene raíces finas y delicadas que penetran a mucha profundidad en el suelo.

Sus tallos son gruesos, algo menores que los del trigo, las hojas de color verde claro y más ancha que las del trigo. En el extremo del tallo aparecen las espigas, que agrupan los granos, más largos y puntiagudos que los del trigo, en muchos de los casos cubiertos de una membrana dura. Las flores son pequeñas y la fecundación tiene lugar en el interior de la espiguilla. Cuando las tres espiguillas de un piso son fértiles, se tiene la cebada de seis carreras o hileras, cuando solo son fértiles dos, se tiene la de cuatro carreras, cuando solo es una, la de dos carreras.

Cebada cultivo

Un buen porcentaje de la cebada, sirve para la preparación o fabricación de la cerveza, bebida débilmente alcohólica que se obtiene de fermentar harina tostada de cebada (malta) y aromatizarla con lúpulo. Otra parte de la cebada, sirve para la alimentación del ganado. Su harina puede producir también un producto altamente consumido como lo es el Pan, aunque es algo indigesto para el hombre. 

La cebada

La cebada es cultivada principalmente en los países del norte de Europa a comparación que en los del Sur, lo que no se debe dejar de mencionar, por tratarse de un cereal que resiste menos el frío que otros. Este cereal presenta un grado de vegetación muy corta, de modo que entre la siembra y recolección de los granos es de 120 días, factor que permite sembrarlo en primavera, una vez pasados los fríos invernales, y cosecharlo en pleno verano, como dato adicional podemos destacar que este cereal resiste la sequía mucho más que el trigo.

Características

Lugar de origen: Abisinia y China
Tipo y forma: Planta herbácea, tallo grueso, hojas lanceoladas, flores agrupadas en espigas compuestas, fruto en cariópside.
Aprovechamiento: En alimentación y fabricación de bebidas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *